Recepción oficial al programa de intercambio con Baton Rouge (Luisiana)

Cuatro niñas y un niño de 14 años de edad y tres de sus respectivos profesores, procedentes del Episcopal High School of Baton Rouge, en Luisiana, Estados Unidos, se encuentran estos días en Gran Canaria participando en un programa de intercambio de carácter formativo, educativo y cultural, auspiciado por Coros y Danzas de Ingenio y enmarcado dentro del XIV Festival Internacional de Folklore Villa de Ingenio “Muestra Solidaria de los Pueblos”.

En la mañana de hoy viernes, 24 de julio, fueron recibidos en el Salón de Plenos del Centro Cívico de Carrizal por el alcalde del Ayuntamiento de Ingenio, Juan Díaz; y por el Director del Festival, David Castellano; en presencia de las cinco familias ingenienses que les acoge durante su estancia en la isla. “La iniciativa surgió con el objetivo de permitir el conocimiento mutuo entre los jóvenes de ambos lugares, ya que son muchos los lazos que les une, y propiciar la integración a través de aspectos culturales, etnográficos, lúdicos y educativos”, anunciaba esta mañana David Castellano, Director del Festival y Presidente de la Asociación Cultural Coros y Danzas de Ingenio.

El Alcalde de Ingenio, Juan Díaz, recordó los lazos que unen a Canarias con Luisiana, pero más concretamente a los municipios de Ingenio y Agüimes, desde donde se produjo un importante movimiento migratorio hasta este estado, “por eso muchos apellidos como Estupiñán, Rodríguez o Ramírez coinciden en estas zonas”.

Tanto los jóvenes como sus responsables manifestaron esta mañana sentirse muy bien acogidos y estar disfrutando de nuestra gastronomía y lugares más emblemáticos y ahora esperan que pronto se les devuelva esta visita. Mientras que las familias “acogedoras” alaban la iniciativa por el profundo carácter integrador que tiene.

Desde el consistorio ingeniense y desde la organización del Festival, se hizo especial mención a la colaboración de las cinco familias que desde el 23 de julio hasta el 1 de agosto hará de sus casas un hogar para cada uno de estos participantes.

Al finalizar el acto de bienvenida se hizo entrega al contingente americano de un lote de libros, los cuales relatan la historia y las características del municipio, y tanto el alcalde de la Villa como el director del Festival recibieron de manos de los jóvenes la bandera de Luisiana, un libro de la historia de este Estado, así como una placa de matrícula que emplean en sus coches.